Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 30 de enero de 2011




La in-comodidad de la comodidad

Si yo te pregunto:

¿Querés ganar más dinero?

¿Querés que tus hijos obedezcan?

¿Querés concretar tus sueños?¿Querés tener tu pareja ideal?

¿Querés convertirte en un profesional de éxito?

Estoy segura de que el porcentaje de “Sí” que obtendría de las respuestas sería de un 100% por más amplio que fuera el muestreo.

Ahora bien, si la segunda pregunta fuera:

“¿Qué estás dispuesto a hacer para conseguir eso que querés?”

Vos… ¿Qué responderías?...

Observo que las personas tenemos deseos que nunca concretamos porque tomamos la decisión de HACER pero nos quedamos en la decisión. Tomar decisiones es el “Listos…Ya” (fundamental PERO insuficiente).

Tres ranitas navegaban sobre una hoja. Dos de ellas decidieron tirarse al agua. ¿Cuántas quedaron sobre la hoja?... ¡Tres porque esas dos sólo decidieron pero no se tiraron!

¿Cuántas cosas decidís que nunca hacés?

¿Para qué hacés esto?

¿Qué sentido tiene tu decisión si siempre encontrás excusas para no hacer?

Postulo que el bloqueo más grande para hacer es LA ZONA DE COMODIDAD.

-Pero, Rita- (¡te escucho!) si estoy cómodo ¿para qué voy a salir?

Y quizás me respondas esto porque el sentido que le damos a la palabra COMODIDAD no siempre es el correcto o al menos, no el completo: Estar cómodo es según nuestros diccionarios: “conveniencia, abundancia de las cosas necesarias para vivir a gusto”. ¿Tenés esa conveniencia y abundancia o respondiste a alguna de las preguntas del principio con un “sí”?

“Bienestar por la ausencia de problemas”: Vos… ¿tenés algún problema o tenés comodidad porque carecés de ellos?

Y ahora sí, el sentido que no se ve: la comodidad nos IMPIDE hacer esfuerzos para mejorar lo que somos, hacemos o tenemos. ¡Y sobre esto es que te pido que prestes atención!

“No relates la grandiosidad del océano a una rana que no quiere abandonar su charca” (Anónimo)

Hoy puedo decirte que entrar en zona de incomodidad implica siempre un CRECIMIENTO.

¿O alguna vez escuchaste que los grandes logros se hacen desde el asiento de un confortable sillón?

“Recuerda: las decisiones se miden en el momento en que las implementas; si no actúas, realmente no has decidido”. Anthony Robbins

“Somos muchos los que perdemos la mitad de la vida en desear cosas que podríamos alcanzar, si no perdiéramos la mitad del tiempo sólo en desearlas.” Wodleott

Tu zona de comodidad es el principal obstáculo para tu desarrollo personal. Tratá de recordar que “lo único permanente es el cambio”, así podrás estar alerta ya que ese lugar tan ¿confortable?, ¿conveniente? en el que no necesitás ¿molestarte? por nada, además de aletargar tus pensamientos emprendedores y creativos, puede ser afectado por las “sorpresas de la vida” y entonces, verás qué incómoda puede ser la comodidad.

“Lo que puedes hacer o sueñes que puedes hacer, empiézalo. El coraje tiene genio, poder y magia.”

Goethe








No hay comentarios:

Publicar un comentario